• Sobre la Química, el Sentimiento y las Correspondencias

PrintEste año me he topado con todo: con uno que me mira con ojos de lujuria, con otro que me perdió el interés de la nada, otro que me robó un dulce beso cuando nadie estaba mirando, otro que se le imposibilitó verme como más que una amiga, otro que piensa que soy la mujer más hermosa que ha visto en su vida, otro quien sencillamente no comparte mi química, otro que piensa que puede ponerme nerviosa, y otro que admite haberse resignado al hecho de que tal vez nunca deje de sentirse enamorado de mí.

La disparidad de sentimientos y percepciones es constantemente palpable. ¿Cómo es que para una persona puedes ser tanto, y para otra no ser suficiente? ¿Cómo para uno eres la cosa más increíble que ha surgido en esta vida, y para el otro no mueves ni una sola fibra? ¿Cómo aquí puedes serlo todo, y allá puedes ser nada? Tal y como nuestra propia ego-naturaleza es, nos preguntamos “How come can’t you see it?”

Anoche entendí, en cambio, que todo es como una cadena molecular. No hay víctimas ni victimarios porque, tal como somos una cosa, somos ambas. La incapacidad del otro para amarme no se queda ahí; se extiende,… se extiende a una lujuria que no puedo corresponder, a preguntarme aún qué pasó que no me volvió a buscar, a besarle de vuelta con sorpresa y ternura pero sin sentir que le quiero, a resignarme a ser amiga cuando en realidad quisiera ser otra cosa, a sentirme halagada por su admiración pero dejarlo en una sonrisa agradecida, a admitir que es sexy pero que no somos compatibles, a seguirle el juego porque la verdad es que el chico está bueno,… y a sentir amor por alguien de quien, con seguridad nunca me volveré a enamorar.

Me he preguntado varias veces qué sucedería si alguien desease con la misma intensidad que uno desea,… y siempre me acuerdo de Laura Esquivel.  Tal vez no sería honesta conmigo misma si digo que no busco esa utopía: todos ansiamos la maravilla de sentir que el suelo se estremece bajo nuestros pies. Y cuando la sentimos, la obstinamos, la idealizamos, la aferramos y le damos el beneficio de la duda a la posibilidad de la realización. Pero tal vez la utopía de la correspondencia equitativamente intensa sea simplemente sólo eso: una utopía.

Creo que ayer,  con pocas palabras, me hiciste ver todo un poco diferente: aprender a desprenderme aunque no quiera, aprender a vivir con lo que siento y también con lo que no siento,… aprender a vivir con la incertidumbre de talvez tener que vivir con ello, pero con la creencia de que todo pasará y que puedo aprender a sentir de nuevo. Aprender a no tratar de entenderlo, porque hacerlo sería atribularme. Aprender a comprender que, en estas cosas, todo es posible, todo se vale, y todo llena tanto como duele,… y de eso se trata. Del gozo de vivir, sentir y dejar ser,… independientemente del outcome que sea, o tan siquiera de lo que signifique.

Y por eso seguimos amando,… aunque sea sin sentido.

Con amor y cariño.


“Pedro depositó a Tita sobre la cama y lentamente le fue quitando una a una todas las prendas de ropa que la cubrían. Después de acariciarse y mirarse con infinita ternura, dieron salida a la pasión por tantos años contenida. El golpeteo de la cabecera de latón contra la pared y los sonidos guturales que ambos dejaban escapar se confundieron con el ruido del millar de palomas volando sobre ellos en desbandada. El sexto, sentido que los animales tienen indicó a las palomas que era preciso huir rápidamente del rancho. Lo mismo hicieron todos los demás animales, las vacas, los cerdos, las gallinas, las codornices, los borregos y los caballos. (…) Tita no podía darse cuenta de nada. Sentía que estaba llegando al clímax de una manera tan intensa, que sus ojos cerrados se iluminaron y ante ella apareció un brillante túnel. (…) Tita contuvo su emoción. Ella no quería morir. Quería experimentar esta misma explosión de emociones muchas veces más. Éste sólo era el inicio. (…)

En ese momento los cuerpos ardientes de Pedro y Tita empezaron a lanzar brillantes chispas. Éstas encendieron la colcha que a su vez incendió todo el rancho. ¡Qué a tiempo habían emigrado los animales para salvarse del incendio! El cuarto oscuro se convirtió en un volcán voluptuoso. Lanzaba piedras y ceniza por doquier. Las piedras, en cuanto alcanzaban altura, estallaban convirtiéndose en luces de todos los colores. Los habitantes de las comunidades cercanas observaban el espectáculo a varios kilómetros de distancia, creyendo que se trataba de los fuegos artificiales de la boda de Alex y Esperanza. (…) bajo las cenizas floreció todo tipo de vida, convirtiendo ese terreno en el más fértil de la región.“

Laura Esquivel (“Como Agua para Chocolate”)


  • Cesar – Extremadamente cabronnnnn…best post everrr…es cm que bien esmandao pa cerrar este a~o…besos ale…tienes un don maravilloso para escribir y poder dejar que las demas personas se identifiquen contigo…grax mil grax.
  • Joel – Me llegó al alma!!!!
  • Yaritzzi – Q brutal, Alex! Te felicito por este don tan maravilloso q tienes! Ya no encontramos personas q escriban-ni piensen- asi. Cuidate Mucho!
  • Elliot – esto siempre pasa pa despedida d ano, no mires pal pasado, mandalos pal carajo viene ano nuevo y por ende gente nueva asi q pa alante no hace falta pensar n q pudo haber sido simplemente no se dio asi q a bregar!
  • Jesus – Entre tu Nota exquisita y la de Laura Esquivel me llego a todos lados. Muy buena.
  • Pedro – ale… te adoro. Son duda eres de mis seres humanos favoritos. Imagiate el meollo, de cada uno de esos pretendientes… definitivamente la utopia solo sirve para movernos y caminar y eso has hecho tu. Un besote.
  • Valeria – Excelente…
  • Maria Alejandra – waooo increible me identifico. buenisimo. feliz 2009
  • Zuhail – Aquí va tu groupie :)Leer ésto me hizo recordar mis 20’s, cuando me pasaban todas esas cosas e igualmente me preguntaba y cuestionaba eso y más.

    No es hasta que entendemos el amor, que comenzamos a contestar esa tela de arañas de preguntas y vamos desenrrollando nuestros sentimientos. Y una vez mas te digo, como te dije en una ocasión en la agencia cuando creo que me mencionaste que entendías a tu madre (por algo que no me recuerdo)… Ale eso es un signo de madurez.

    Y tranquila, como dice papi (el Rey de los Refranes)… “A cada lechón le llega su nochebuena”, pronto vas a tener un machote que te va a hacer temblar mas que el suelo a tus pies. Jejeje Ese es mi deseo sincero. :)XOXOXOXOXOXO, Zue

  • Lismar – WOW! Que pensamientos los tuyos! Pero aunque no lo creas Alex, ten la certeza de que no eres ni serás la única en tener esos sentimientos tan profundos…algunos somos más que unos junkies de otros seres con químicas parecidas u opuestas…al igual que a veces, químicas corporales ideales se repelen por las fuerzas positivas o negativas del pensamiento…Así que, no estás sola…Un abrazo!
  • Cristina – Ea Lismar…que tal si te pones a escribir tu también? De la química del romance (o como se le quiera llamar) hay tela de donde cortar.
  • Carlos – Brutal Alex! Brutal!
  • Barbara – No te puedes quejar, tuvistes un año super exitante, de todo un poco. Te deseo que este proximo sea muy bello.
  • Ellaine – eaaaaaaa!! asi ha terminado mi año LOL! muy bueno y cm ya dijeron, hace q uno se identifique!!
  • Valeria – Lo he leido como 4 veces ya. Esta brutal.
  • Javier – Caló!!! :|
  • Naíma – lo que describes me recuerda un poema de sor juana (finales de los 1600)…

    Feliciano me adora y le aborrezco;
    Lisardo me aborrece y yo le adoro;
    por quien no me apetece ingrato, lloro,
    y al que me llora tierno, no apetezco.A quien más me desdora, el alma ofrezco;
    a quien me ofrece víctimas, desdoro;
    desprecio al que enriquece mi decoro,
    y al que le hace desprecios, enriquezco.

    Si con mi ofensa al uno reconvengo,
    me reconviene el otro a mí, ofendido;
    y a padecer de todos modos vengo,

    pues ambos atormentan mi sentido:
    aquéste, con pedir lo que no tengo;
    y aquél, con no tener lo que le pido.

  • Gladibelis – wao
  • Arturo – te quiero mucho…eres unica amiga.
Anuncios

Publicado el diciembre 28, 2008 en Amor, Lecciones, Personal, Vida y etiquetado en , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: