Archivo del sitio

• Sia Kate Isobelle Furler

Todos los que trabajábamos en American Eagle Outfitters (y, hopefully, los que actualmente trabajan allí hoy) usábamos los DVDs musicales que llegaban a la tienda cada temporada como fuente musical para nuestros repertorios personales. Por allá para el 2006, los DVDs que llegaban tenían videos de música que jamás sonaría aquí: banditas de rock indies, o emo, o ese truck-tshirt-pop-rock que no sé nombrar de otra forma, con dos o tres canciones súper comerciales por erla’o pa’ no perder la costumbre y estirar el target. Algunas podían hartarnos el turno, otras llegaban a gustarnos a fuerza de brainwash, otras terminaban fascinándonos de tal manera que llegaban a ocupar una posición en nuestras listas de “canciones para bajar por internet” que anotábamos en un pedazo de recibo en blanco y manteníamos en nuestros bolsillos. Así era que descubríamos música nueva.

A lo mejor escuché 10 veces “Breath Me” sin darme cuenta, pero el día que sí la noté, sentí algo muy raro dentro de mi cuerpo. Tuve que parar lo que estaba haciendo y asomarme para ver el video en el televisor.

Pasaron un par de horas en lo que el loop trajo la canción de nuevo, y recuerdo que Elliot estaba en el probador cuando le dije:

– Mano, no sé qué tiene esa canción que se me mete debajo de la piel.
– Si, mana. A mí me gusta cuando dice, chequea, chequea… (y esperó al segundo 1:25)… “Ouch!  I have lost myself again…”

No sabía quién era. Jamás había escuchado ni una tonada suya. Jamás. Pero esa canción se me hizo como si la conociera, no porque la conociera de verdad, sino porque pudo describir a la perfección cómo es lo que se siente en momentos de soledad y pequeñez tanto en palabras, como en melodía, como en tono de voz. Hacía mucho tiempo no me topaba con un artista que pudiese lograrlo tan bien como ella lo hizo.

Una temporada después llegó el próximo DVD que trajo “Sunday”, otra canción suya. Ya habían pasado, al menos, 10 años desde la última vez que había comprado el último CD de mi vida luego de haber descubierto los mp3’s, pero después de esas dos canciones, ya me había decidido: “a esta mujer le compro un CD”.

Fue así que conocí a Sia, una excéntrica australiana que es de ese tipo de humano que se puede denominar como “ser hermoso”, no por su físico, sino por lo que irradia. A través de su voz, sus letras, y sus melodías, deja el pellejo ahí con todo y en carne viva, tal como lo siente. Esta mujer no hace música por hacer música, sino que lo hace porque le fascina, sin toda la decoración de ser celebridad, o la pretensión de ser mainstream, o de hacer hits, o de llamar la atención. Su música es simple, orgánica y sensible sin dejar de ser divertida, y juro que algo le mete al mix para que el resultado sea capaz de gatear por tus oídos para poder morderte el corazón hasta infectarte las extremidades.

En fin, tuve la oportunidad de ir a su más reciente show en el Webster Hall de NY junto a Viviana y Sofía, y estoy más fascinada aún con sus canciones. Y dado el hecho de que, salvo dos o tres, la mayoría de la gente que conozco no saben quién carajo es Sia, aquí comparto un algo de lo suyo because she’s an artist that you oughta know. :)

1. Clap Your Hands:

Una melodía bien cool pa’ sacudir lo malo y celebrar lo bueno de la vida

2. You’ve Changed:

Él se enamoró de ella y dejó de ser un womanizer, todo a son de un “Rockband” home-made.

3. Soon We’ll Be Found:

Emotiva balada de una relación en problemas.

4. Buttons:

Literalmente, ¡se está volviendo psycho por alguien!

5. Day Too Soon:

Hermosa canción de un amor que llega en el momento preciso.

Esta versión fue realizada en una presentación para una estación de radio del Santa Monica College como parte de un show, ¡y la verdad es que su voz es genial!

6. The Girl You Lost To Cocaine:

¡Llego el momento de darse a respetar!

7. Little Man:

Ésta la encontré mientras buscaba videos y me tripió. :)

8. I’m In Here:

En la misma onda de “Breath Me”, es una conmovedora melodía para “días de lluvia”.

La versión original, sin embargo, es mucho más emocionante e intensa que la del video oficial. Las armonías que se hace a ella misma son espléndidas:

9. Taken For Granted:

Otra joyita que encontré, su primer video musical ever…

Y aparentemente la canción pegó, por lo que después rehicieron el video con más budget, evidentemente.

10. Titanium:

Su más reciente colaboración con nada más que David Guetta. ¿Con quién no colabora este cabrón?

11. Oh, Father:

Un cover de Madonna el cual, sorry, pero quedó mejor que la original.

He aquí la versión original de Madonna…

12. Gimme More:

Sí, el “Gimme More” de Britney, pero Siazided.

– Otras canciones recomendadas: The Fight, Where I Belong, Numb, Re-Write, Electric Bird, Broken Biscuit, Playground, Never Gonna Leave Me, Blame It On The Radio, Death By Chocolate, Be Good To Me, Hurting Me, Lentil, Stop Trying, You Have Been Loved, Academia, y Beautiful Calm Driving.

– Conoce más de Sia en Wikipedia y, si te tripió, mantente al tanto en su página oficial.


Fernando likes this.

  • Viviana – Y thank God, por el día que me fui en el carro y habías dejado el cd puesto. Es más fácil listar las canciones a cuales pichearle, que sugerir, porque todas están más que gufias. (By the way, son Academia y Butterflies).
Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: